blog detectores empotrables

Ampliamos la gama de detectores de presencia

La familia de detección de CELER sigue aumentando con varias incorporaciones nuevas de producto tanto en detectores empotrables como de superficie.

Entre los productos incorporados se encuentra el detector empotrable de techo para largo alcance. Un detector de movimiento a larga distancia con un haz de detección de 360°, hasta una distancia máxima de 12 metros. Cuenta, además, con temporización y sensibilidad luminosa ajustables para lámparas o luminarias LED, fluorescentes o convencionales.

Dentro de esta gama de detectores, otra novedad es el detector empotrable para techo mini. Con aplicaciones en falsos techos de fábricas, baños, pasillos, vestuarios y zonas de paso en general, este detector destaca por su reducido tamaño. Además, consta de un haz de detección de 360°, a una distancia máxima de 6m. Al igual que otros de la gama, tiene temporización y sensibilidad luminosa ajustable, para lámparas o luminarias LED, fluorescentes o convencionales.

Otra incorporación que destaca en la gama de detectores empotrables es el detector oculto. Con funcionamiento por alta frecuencia, importante en este producto es su alta capacidad de atravesar materiales (excepto metales). Consta de una detección a larga distancia y regulación crepuscular si se instala mirando a exterior.

Además de la incorporación de producto en la gama de detectores empotrables, también hay novedades en la sección de detectores de superficie como el detector de pared IP65. Este detector de movimiento para pared es adecuado para pasillos, garajes y zonas exteriores donde se requiera un elevado grado de protección. Además, consta de un haz de detección de 180° a una distancia máxima de 12 metros y de protección IP65.

Por último, dentro de detectores de superficie otra novedad incorporada es el detector de superficie para techo largo alcance. De gran utilidad en espacios como fábricas, almacenes, baños, pasillos, vestuarios y zonas de paso en general, este detector tiene un haz de detección de 360° y se caracteriza por su gran capacidad de detección hasta 12 metros.