¿Cómo iluminar una terraza?

Durante el verano las terrazas se convierten en centros de reunión de día y de noche. Tras un día de sofocante calor, no hay nada como pasar una velada en la terraza disfrutando del frescor de la noche. Para poder aprovecharla a tope, es indispensable que esté adecuadamente iluminada. Para ello la iluminación debe de adaptarse al ambiente que queramos crear y a las especiales características del espacio.

Plafón Redondo PIR IP44Uno de los elementos más utilizados en la iluminación de terrazas es el plafón. Existen de numerosos diseños para adecuarse al estilo el espacio, pero sobre todo, es indispensable que aporten la calidad lumínica y durabilidad deseada. Los plafones de CELER como los modelos IP54, PIR IP44 y PIR IP54 por ejemplo, están diseñados para su uso en exterior con materiales muy resistentes como el polipropileno, de tal forma que puedan soportar las inclemencias meteorológicas ofreciendo una perfecta distribución homogénea del haz.

Spotled Empotrables Spotled AVANTOtra opción muy utilizada son los Spotled o aros empotrables con modelos como los de CELER I65 e I44. Se trata de aros empotrables con fuente de luz integrada y excelente acabado. Por su estética y eficiencia resultan idóneos para la iluminación general en viviendas y también por supuesto para terrazas. Además, los Spotled son perfectos para acentuar la iluminación de una zona determinada dentro del espacio.

 

Apostar por la eficiencia energética con sensores de movimiento

Al igual que una calidad lumínica adecuada, estética acorde al diseño del espacio y durabilidad; también la eficiencia energética es un factor a tener muy en cuenta en la iluminación de la terraza. Independientemente de las medidas de la terraza o el balcón y aunque su uso sea o no intensivo, debemos de apostar siempre por elementos que aporten la mejor iluminación con el menor consumo.  La mejor manera de ahorrar en el consumo de luz es utilizarla únicamente cuando sea necesaria.

iluminación_terrazas_celer

Los plafones de CELER PIR IP44 y PIR IP54 cuentan con sensores de movimiento PIR (infrarrojos) que permiten un control más preciso y eficiente de la iluminación. Se trata de un detector de presencia por microondas que enciende automáticamente el plafón cuando detecta movimiento de personas y lo apaga automáticamente cuando no. El alcance de detección es de hasta 6 metros de diámetro y consta de un sensor de luz que lo desactiva cuando hay luz diurna. Igualmente, los reguladores de intensidad también contribuyen a una gestión eficiente de la iluminación de las terrazas.

En definitiva, para iluminar adecuadamente una terraza hay que optar por soluciones que se adapten al estilo del espacio, tengan la calidad y durabilidad deseada y ofrezcan una alta eficiencia energética.